Soy Pedro Martín Cedillo. Treinta y siete años. Dramaturgo, actor, director… Ante todo, estudiante continuo que busca crecer humanamente a través del estudio del arte y la investigación de la escritura escénica. Para mí, el arte es la representación de la sensibilidad, capaz de tocar la fibra del alma humana y hacerle conectar con aquello que no es tangible. Lo metafísico.

¿Desde dónde nace tu escritura, tus propuestas textuales? ¿Qué territorio(s) te gusta explorar?

Mi escritura nace, generalmente, de la necesidad de poner voz a aquellos que ya no pueden hablar. La voz de los muertos, la voz de las víctimas, la voz de los desaparecidos, la voz de los que sufren por cualquier causa…

Me gusta explorar el territorio de la falta de libertad, la represión, la necesidad de los otros para seguir adelante… Me interesan los temas sociales que nacen de la individualidad de una historia íntima y personal.

“El valle de los cautivos” es una obra que mira hacia atrás desde el momento actual. ¿Cómo llegas a este proceso? ¿Cómo es la relación con el material, qué querías contar?

El presente lo forman las historias heredadas del pasado. Aunque no queramos volver la mirada atrás por miedo a convertirnos en estatua de sal, no podemos negar que somos lo que somos por un pasado que pende de un hilo sobre nuestras cabezas.

El valle de los cautivos nace de las historias de la infancia y juventud que mis padres me cuentan del pasado del país. Un pasado con una guerra de la que hemos heredado rencores, perdones, miedos, fantasmas… El proceso de escritura nace de otro taller en el Laboratorio William Layton bajo la tutoría de Laila Ripoll.

single-image
single-image

¿Existe alguna obra propia o ajena de la que, actualmente, te sientas más cercano, y por qué? ¿Alguna obra?

Lo mejor de la formación continua es que uno crece y se va encontrando en el camino con cada paso. El valle de los cautivos” habla de mi familia, “Campo de noche y niebla” habla de la fe en el amor, “Self Service”– surgido en Creadores´2014 Creador.es bajo la tutoría de Matías Feldman- forma parte de mí, de la experiencia vivida en el proceso de escritura.– “El jardín del Edén”– texto que actualmente está dirigiendo Pedro Chamizo para dos actrices- Ilbete Sagastizabal y Majo Moreno- habla de mi admiración por el mundo de la literatura como herramienta de libertad y conocimiento… Con ello, pretendo defender que el autor forma parte de su texto. Actualmente, he tenido la suerte de aprender del conocimiento de María Velasco en el Taller de Dramaturgia “Yo es otro,” donde me ha maravillado cómo la autoría puede nacer de algo íntimo y personal del autor, haciendo de su intimidad algo colectivo.

Tu texto “Self Service” fue una de las piezas editadas en Creadores 2014. ¿Cómo fue su proceso con Matías Feldman y su evolución?

“Self Service” es uno de los textos seleccionados para la edición de Creador.es 2014. El proceso de escritura propuesto por Matías Feldman surge de la dificultad. La búsqueda de obstáculos en la escritura ayuda a generar nuevas formas dramáticas. El trabajo a través de imágenes disparadoras, supuso una forma de escritura diferente y muy enriquecedora.

Has trabajado tus dramaturgias en dos ocasiones en Creador.es, ¿Qué crees que aporta Creador.es a la formación del creador/a, dramaturgo/a, actriz-actor? ¿Qué te aportó a ti? ¿Qué te llevaste de tu paso por Creador.es en la primera y segunda edición?

La experiencia en Creador.es fue muy, muy positiva. No sólo por el taller sino por el encuentro de diferentes creadores. El encuentro creó un clima propicio para la creación, la comunicación, el debate, el aprendizaje… Es una experiencia que recomiendo a todo aquel que quiera crecer en sus formas de escritura, dirección, interpretación…

single-image
single-image

0

*